Gestionar el talento, impulsar el crecimiento

Gestionar el talento, impulsar el crecimiento

Las personas que conforman las compañías grandes o las emergentes influyen en el desarrollo del negocio. Te compartimos algunas buenas prácticas para potenciar el talento.

Al momento de reclutar talento, las startups compiten con grandes empresas que tienen más trayectoria y más recursos. Una de las características principales de las startups es que salen a competir mientras se estructuran y, por lo mismo, las personas que trabajan en estas deben aportar tanto en la operación, como en la consolidación del negocio. En este artículo damos algunas claves para la buena gestión de talento.

Reclutamiento efectivo

Lo primero que debes saber es qué necesitas. Encontrar la mejor candidata o candidato para la vacante implica publicarla en distintas plataformas y bolsas de trabajo. Cuando los postulados o postuladas son demasiados, entonces es recomendable un software de recursos humanos para filtrar. En una startup es fundamental que quienes se contratan tengan la capacidad de innovar y adaptarse al cambio.

Gestión del talento

Dada la plasticidad y flexibilidad de una startup, las responsabilidades de las personas tienden a ser más ambiguas que en una empresa. Para quienes están a cargo de gestionar el talento esto implica un liderazgo de mentalidad abierta, con apertura al cambio y la capacidad de orientar hacia la consolidación de un proyecto sin un camino perfectamente definido de antemano. En las empresas que ya tienen un sistema que funciona, es más fácil operar con un organigrama preestablecido y funciones concretas asignadas de antemano.

Cultura organizacional

Una ventaja con la que juegan las empresas ya formadas, es que su cultura organizacional tiende a estar definida. Frecuentemente las startups cometen el error de no prestar suficiente atención a aspectos centrales. Compartir la visión de una startup y comunicarla efectivamente a todo el equipo es fundamental para que sus acciones respondan a los mismos objetivos.

Buenas prácticas

Algunas buenas prácticas que funcionan tanto para empresas como para startups son dar y recibir retroalimentación constante, tener una política de resolución de conflictos, invertir en capacitación y desarrollar un modelo de competencias para futuras vacantes.

La buena gestión del talento nos impulsa como startups. En Credijusto, startup líder en soluciones financieras para las pymes en México, somos alrededor de 400 personas y en 2021 recibimos dos noticias que nos recordaron el valor de lo que hacemos: LinkedIn nos reconoció por segundo año consecutivo, posicionándonos en la lista de Top Startups en México, y nos nominó en los LinkedIn Talent Awards, en la categoría de Best Employer Brand. Sabemos que, sin nuestra gente no estaríamos donde estamos. Cuidarla, es piedra angular del crecimiento.

Comparte:
Este artículo te interesará: E-commerce: claves de éxito para las empresas
Siguiente artículo
Suscríbete aquí para recibir las últimas tendencias empresariales.
Nuestros mejores artículos, videos, podcasts, infografías.