La jornada laboral perfecta

La jornada laboral perfecta

Tradicional, semipresencial, home office... Descubre cuál es la jornada laboral que más concuerda con la operación de tu empresa.

La pandemia nos obligó a replantearnos las jornadas laborales. Ahora que estamos regresando a la normalidad, es momento de decidir qué es lo que le conviene a tu empresa y empleados.



1. Jornada laboral tradicional

Presencial y diurna de máximo 8 horas al día. Tiene ventajas, como la organización y que los empleados pueden dividir (en teoría) el trabajo de su vida personal. No obstante, el COVID-19 nos echó en cara varios de sus defectos: los costos de una oficina, el transporte, la comida fuera de casa, y, en algunos casos, menor productividad.

2. No presencial

En otras palabras, home office. Todos sabemos en qué consiste, pero conviene resaltar algunos aprendizajes de nuestro experimento mundial con este tipo de jornada:

  • La reducción en costos operativos y de oficina puede ser enorme, aunque depende del tipo de negocio.
  • Favorece la lealtad de los empleados, ya que se sienten comprometidos con la cultura corporativa de la empresa. Recuerda que tu plantilla laboral es un altavoz de tu marca.
  • Reduce las bajas y absentismo. Al estar en casa, los colaboradores pasan mayor tiempo con su familia, por lo que puede disminuir su necesidad de pedir permisos especiales.
  • Cada empleado es diferente: algunos son infinitamente más productivos trabajando desde su casa, ahorrando costos de transporte y dejando de lado algunas formalidades como la vestimenta de oficina. Pero hay otros que prefieren la concentración que les da su área de trabajo habitual.

3. Semipresencial

Se trata de definir ciertos días de trabajo presencial: lunes, miércoles y viernes, por ejemplo, o un equipo unos días y otro equipo otros. Así, se aprovechan las ventajas del trabajo online –menores gastos y tiempos en el transporte, por ejemplo– y las del trabajo presencial –como juntas en persona y una mejor cultura laboral–. Usa esta modalidad para probar diferentes estrategias: haz un análisis de costos y beneficios, pon a prueba a tu equipo, compara su productividad bajo distintas jornadas y pregúntale qué prefiere.

4. Jornada laboral por entregas

Para muchos empleados, ser dueños de su propio tiempo los vuelve más eficientes. Aunque existe la modalidad legal de trabajo por honorarios, no es indispensable para aprovechar las ventajas de alinear los incentivos. Una opción es medir o determinar con tu equipo los tiempos que requieren para cada tipo de tarea, y a partir de ahí usar esos datos como referencia para planear las entregas equivalentes a las horas diarias de trabajo estipuladas en el contrato. Una vez hecho este cálculo, ¡los empleados son libres de organizar su jornada laboral como quieran!

5. Rotación o turnos

Esta alteración a la jornada laboral tradicional es muy común en instituciones como hospitales o negocios que deben funcionar 24 horas los 7 días de la semana, pero también puede ser un tipo de jornada semipresencial que nos permita regresar renovados a la nueva normalidad. La idea es que la oficina tenga capacidad de sostener solo a una fracción de los empleados, y que estos se turnen distintos días de la semana.

Si necesitas capital para acondicionar tus oficinas y cumplir con las medidas sanitarias, deseas abrir nuevas sucursales o comprar maquinaria, en Credijusto te apoyamos con créditos empresariales de hasta $30 millones M.N., tasas personalizadas, plazos de hasta 4 años, sin penalización por prepago.

Comparte:
Este artículo te interesará: Pymes que se internacionalizan
Siguiente artículo
Suscríbete aquí para recibir las últimas tendencias empresariales.
Nuestros mejores artículos, videos, podcasts, infografías.

Se informa que APJUSTO, S.A.P.I. de C.V., SOFOM E.R. es una Sociedad Financiera de Objeto Múltiple, Entidad Regulada, que, realiza operaciones conforme a la Ley General de Organizaciones y Actividades Auxiliares del Crédito y, de conformidad con lo establecido en su artículo 87-J, no requiere la autorización de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público para su constitución y operación.

*Costo Anual Total (CAT) de financiamiento expresado en términos porcentuales anuales sin IVA que, para fines informativos y de comparación, incorpora la totalidad de los costos y gastos inherentes a los créditos 29.97%. Fecha de cálculo 1/06/2021, vigente hasta el 31/12/2021. Calculado con base en un crédito de $2,000,000.00 a un plazo de 32 meses con una tasa de interés anual fija del 26% y un costo notarial promedio de $20,000.00.

Buró de Entidades FinancierasComisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros